Introducción

La última cripta

La novela más vendida en Amazon España en 2012, y que ya suma más de 150.000 lectores en todo el mundo.

Al escribirla no he pretendido toparme con la iglesia –bueno, la verdad es que un poco sí-, ni con sesudos historiadores que me persigan a gorrazos por los pasillos de la facultad, aunque lo que narre en las páginas de este libro entre en contradicción con alguno de sus dogmas o exponga hechos tan plausibles, como los que ellos divulgan como indiscutibles certezas desde sus púlpitos y entarimados.

Al margen de las legítimas licencias, que un novelista debe tomarse para convertir una montaña de datos en un relato de aventuras; las peripecias, parajes, e incluso personajes de la novela, son en su mayor parte verídicos. Yo mismo, he estado en la mayoría de los escenarios, pasado por alguno de los lances que padecen los protagonistas, recopilado decenas de teorías que intrigantemente coinciden entre sí –y ojo, me respaldan-, e incluso, me he visto obligado a repasar unos conocimientos sobre dialectos tribales centroafricanos que tenía algo oxidados. Este bagaje, le otorga una base de autenticidad a La última cripta que de otra manera no habría podido tener, todo y que paradójicamente, a ello juegue en mi contra, pues en esta ocasión la realidad supera a la ficción más descabellada.

Haciendo un escueto resumen de la trama, la novela se inicia con el inexplicable descubrimiento por parte del protagonista, Ulises Vidal (un barcelonés submarinista y trotamundos), de una campana enterrada en un arrecife coralino en las inmediaciones de la isla de Utila, frente a las costas de Honduras. Ayudado por su amigo, el profesor de Historia Medieval Eduardo Castillo, descubrirán que la campana tiene un origen imposible… a menos que todos los libros de historia estén equivocados. Dispuestos a desentrañar el misterio, se lanzan en una trepidante búsqueda (a la que se unirá la arqueóloga Cassandra Brooks, con quien Ulises acabará manteniendo un tórrido romance) por Centroamérica, Europa y África, arriesgando la vida en innumerables ocasiones: acometidos por un tiburón toro en aguas caribeñas, secuestrados por los tuareg de Malí, atacados por guerrilleros en la selva mexicana de Chiapas, o intentado no ser asesinados por un implacable y sanguinario mercenario a sueldo.

Nuestros tres protagonistas se verán obligados a resolver complicados acertijos medievales, desentrañar el mensaje oculto en un atlas de hace casi setecientos años, recorrer el Sahara en camello, o desvelar el increíble secreto que se oculta en las entrañas de la pirámide maya de Yaxchilán. Todo ello en un in crescendo de acción vertiginosa que les llevará, finalmente, a averiguar quién descubrió América siglos antes de los vikingos, por qué se hundió realmente la civilización maya y, en un inesperado giro final, revelar desconocidas evidencias sobre Jesucristo y el cristianismo, que a nadie dejarán indiferente.

La última cripta no es una novela más sobre misterios sacados de una chistera, templarios trasnochados, o extravagantes conspiraciones vaticanas. Es una novela de aventuras con sólidos cimientos documentales, unas gotas de romance, y un par de pinceladas de filosofía práctica; pero que sobre que resulta emocionante, divertida, y sorprendente para aquel que decida leerla. Definitivamente, esta obra está dirigida al lector de novelas de acción y aventura: aquel que busca un excitante relato con el que evadirse, viajar a lugares exóticos en los que nunca ha estado y, al llegar a la oficina, desvelar al compañero de la mesa de al lado, en susurros, un secreto que pocos en el mundo saben y que así debe seguir siendo.

Ahora le toca a usted decidir, si desea embarcarse junto a los más de cien mil lectores que ya lo han hecho, en la asombrosa aventura de La última cripta.

Ocupando el #1 en el ranking de ventas, por delante de Matilde Asensi, y de mis admirados Clive Cussler, o Preston & Child. Todo un honor.

Nota del autorEsta nueva edición de La última cripta, revisada y corregida para eBook, es esencialmente la misma que la publicada en 2007 y 2009 por Ediciones El Andén. La salvedad más llamativa, es que en esta ocasión el protagonista a pasado a ser californiano en lugar de español, y las breves escenas que se desarrollaban en Barcelona, ahora transcurren en San Francisco. Pero el resto de la novela, a todos los efectos, sigue siendo la misma que leyeron decenas de miles de personas en su edición en papel.


Fernando Gamboa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s